Categoría: Tramites legales

Incidencia del uso del RFC en la vida diaria de los mexicanos

El Registro Federal de Contribuyentes RFC es un requisito indispensable para la cotidianidad del mexicano actual. Se recalca que, aunque no es obligatorio, es requerido cada vez en más trámites diarios, no solo a aquellos inherentes a la Administración Tributaria, por lo que es vital poseerlo.

El RFC la base de todo los tramites

El RFC le será solicitado si desea acceder a programas sociales,  becas, subvenciones académicas y profesionales. En razón de la investigación, apertura cuentas bancarias, fideicomisos, adquirir títulos valores, tener tarjeta de crédito, vender propiedades y próximamente para comprarlas, obtener  Seguridad Social, participar en las Administradoras de Fondos para el Retiro, hacer uso de los servicios que presta el Instituto de Fondo Nacional de la Vivienda para Trabajadores INFONAVIT, entre otros.

Incidencia del uso del RFC en la vida diaria de los mexicanos

Gran parte de las empresas tanto del sector público como privado, solicitan entre los requisitos pre empleo la constancia RFC, por lo que debe tenerlo si aspira a un puesto de trabajo, en especial para los jóvenes que recién comienzan la vida laboral, quienes podrían tramitarlo con anterioridad para tenerlo listo una vez lo exijan sus futuros empleadores.

Obtener el RFC no genera obligación fiscal alguna. El mero hecho de gestionarlo no le impone gravámenes ni deber de declarar, pues hasta el momento en que emprenda una actividad económica, sea empresa propia, ejercer su profesión o hacerse empleado asalariado, es decir no tenga una actividad económica que requiera pago y declaración periódica de tributos, no le será exigido carga pecuniaria alguna. Por lo que no hay problema en tenerlo aunque no lo use.

Como se ha visto, todas estas son gestiones de la vida civil en las que es importante la presentación de la constancia RFC que tiene impresa su homoclave.

En cuanto a las diligencias que se realizan ante la Administración Tributaria, el RFC es aún más relevante porque la homoclave lo identifica de manera individual en el sistema.

Con ello puede pagar y declarar impuestos con la periodicidad que corresponda de acuerdo al régimen bajo el cual se encuentre registrado en el sistema fiscal. Si usted es un emprendedor y desea comenzar un negocio por su cuenta. El RFC es el documento que lo acredita para transar tanto con clientes como con proveedores.

Pues sin eso no puede emitir facturas ni solicitarlas personalizadas, por ejemplo.

De hecho, el RFC para el pequeño empresario es una herramienta útil y eficaz no solo para cumplir obligaciones, sino para acceder a beneficios. Pues el Estado prevé para los emprendedores inscritos una cartera de crédito y apoyo para iniciar su negocio a través de instituciones con dicha competencia, quienes le ofrecen ayuda financiera, capacitación, asesoría legal, entre otros.

Cualquier persona puede tramitar su RFC sin ningún cargo, pues los trámites relativos a este son totalmente gratuitos. Para cosas tan sencillas como la emisión de facturas de bienes y servicios, usted siendo cliente necesitará mostrar su RFC en comercios y establecimientos.

Sin embargo, cuando el dependiente del local no dispone de la homoclave del cliente, se procederá a hacer uso del RFC genérico el cual fue definido por el SAT, siendo para los mexicanos y personas dentro del territorio la codificación XAXX010101000, mientras que para los residentes en el extranjero corresponde XEXX010101000.

Obligaciones de las personas físicas bajo Régimen de Incorporación Fiscal

Obligaciones de las personas físicas bajo Régimen de Incorporación Fiscal

El Régimen de Incorporación Fiscal es un renglón relativamente nuevo dentro de la clasificación de regímenes fiscales para personas físicas. En esta categoría se inscriben personas propietarias de establecimientos comerciales, que ofrecen bienes terminados o servicios para los cuales no requieren de un título profesional.

También lo integran las personas que aparte de realizar las actividades descritas, obtengan ingresos por sueldos y salarios, asimilados a salarios o ingresos por interés. Estas personas pueden ser contribuyentes bajo este régimen siempre y cuando el monto total anual de ingresos obtenidos no supere los dos millones de pesos.

Las obligaciones que impone la Administración Tributaria a este tipo de contribuyentes son:

  • Inscripción en el RFC mediante el sistema en línea del SAT. Si está laborando, entregar Acta de nacimiento al empleador para que realice el ingreso al sistema de su data o en su defecto, la clave RFC si ya lo posee.
  • Mantener actualizada la data que ingresó al registro.
  • Para expedir factura electrónica deberá tramitar un certificado de sellos digitales a través del portal del SAT o la aplicación respectiva. Una vez obtenido, contrate un proveedor de facturas electrónicas para proceder a emitir documento fiscal.
  • Registrar sus ingresos, gastos e inversiones desde el portal del SAT o a través de proveedor calificado de sistema contable.
  • Presentar declaración de ingresos, gastos y proveedores de forma bimestral.
  • Entregar nota de venta a los clientes que no requieran factura.
  • Realizar los pagos de compras e inversiones cuyo monto supere los dos mil pesos a través de cheque, tarjeta de crédito o débito.

Los contribuyentes inscritos bajo esta figura de régimen de incorporación fiscal quedan exentos del pago de impuestos del primer año de ejercicio fiscal y tienen acceso a seguridad social, además el Estado les da opción a créditos para expandir su negocio.

Esta categoría absorbió a quienes se encontraban en el anterior Régimen de Pequeños Contribuyentes con los correspondientes beneficios.

En el comprobante de RFC está toda su información de identificación, así como también el régimen bajo el cual se encuentra inscrito.

Para obtener su constancia y saber en cuál régimen se encuentra, ingrese al portal SAT;

http://www.sat.gob.mx/Paginas/Inicio.aspx.

En la cual debe dar clic en la sección “Tramites“. Se abrirá otra pantalla en la que deberá dar clic en “Servicios” y posteriormente en “Tramites“.

Allí emergerá una ventana donde debe ingresar su código RFC y contraseña del portal para iniciar sesión. Se desplegarán los servicios electrónicos que el SAT pone a su disposición, entre ellos la variable “Generar constancia“. Al dar clic, el sistema le muestra el documento con todos sus datos.

Además de las señas regulares de, identificación y su homoclave, verá el régimen bajo el cual se encuentra en el sistema de administración tributaria mexicana

Recuerde que al cambiar su actividad económica así lo hará la clasificación en la cual se encuentra inscrito. De igual manera, puede estar bajo dos regímenes distintos, pero tendrá solo una homoclave.

El Régimen de Sueldos y Salarios de las Personas Físicas

Los regímenes fiscales bajo los cuales se inscriben las personas en el Registro Federal de Contribuyentes RFC, son las clasificaciones en las que se catalogan las personas físicas y morales de acuerdo a su actividad económica.

De esta manera, la autoridad fiscal tiene información con la cual organizar el registro del sistema y saber, por ejemplo, cuántas personas tributan bajo determinada figura y cuánto percibe el Estado por cada actividad económica.

El Régimen de Sueldos y Salarios de las Personas Físicas

Régimen de Sueldos y Salarios

Personas físicas que perciben salarios y demás prestaciones derivadas de relación de trabajo subordinado a disposición de un empleador, conocido también como relación de dependencia, que incluyen la participación de utilidades e indemnizaciones por separación del empleo. Entre esta clasificación se cuentan como salarios, para los efectos del régimen fiscal señalado, los siguientes conceptos:

– Funcionarios y trabajadores Federales y de Municipios.

– Miembros de las Fuerzas Armadas.

– Rendimientos y anticipos a miembros de sociedades cooperativas de producción.

– Anticipos a miembros de sociedades y asociaciones civiles.

– Honorarios por servicios a prestatario en sus instalaciones.

– Lo devengado por comisionistas o comerciantes que trabajan para empresas -personas físicas o morales-.

Proceso de inscripción en el RFC

– Iniciar el trámite a través de la página del SAT  http://www.sat.gob.mx/Paginas/Inicio.aspx. Una vez allí ingresar en las ventanas emergentes en este orden:

Trámites/RFC/Inscripción Personas Físicas. Si posee CURP el procedimiento es trámites/RFC/Inscripción, Con CURP.

Aquí debe ingresar todos los datos que pide el sistema y en cuestión de minutos le será expedida la constancia de registro con su homoclave.

Actualización de información. Tipos de avisos y requisitos

Como todo contribuyente, usted debe mantener actualizada su data en el RFC en cuanto a estatus fiscal. Para ello no requiere presentarse en las oficinas de la Administración Descentralizada, pues el proceso ya no es presencial ni debe entregar documentos físicos, sino que puede adelantar esta diligencia a través del portal del SAT ingresando a Trámites, en la esquina superior derecha el recuadro Mi Portal, con su RFC y contraseña.

Allí debe dar aviso de los cambios a que dé lugar su situación, como los siguientes:

– Aviso de suspensión de actividades.

– Aviso de reanudación de actividades.

– Aviso de actualización de actividades económicas y de obligaciones fiscales.

– Actualización de domicilio fiscal, el cual debe registrarse por el portal y completarse con la presentación de los documentos exigidos en el catálogo de trámites, sólo si el acuse de presentación así lo determina, indicando solicitar cita ante las oficinas del SAT. Dicho mensaje no es regular, sólo se presenta en las ocasiones que el cambio de domicilio fiscal sea de Estado a Estado, por lo que debe autenticarse con documentación física que lo respalde.

Otras obligaciones del Régimen de Sueldos y Salarios

– Entregar al empleador el Acta de Nacimiento para que realice su inscripción en el RFC. En caso de estar inscrito con anterioridad, debe entregar su constancia de RFC donde se muestra su homoclave del sistema.

– Informar por escrito al empleador si tiene otro empleo y aplica el beneficio de subsidio para el empleo, esto para que no se ingrese la información de nuevo.

– Solicitar la constancia de percepciones y retenciones y proporcionarla al nuevo empleador, si llega a cambiar de empleo dos o más veces durante el ejercicio fiscal, lo cual debe hacerse dentro del mes siguiente a aquél en que comenzó a laborar, o al empleador que vaya a efectuar el cálculo del impuesto anual, según corresponda. No se solicita constancia al empleador que hace el cálculo anual.​

El asalariado no tiene deber de emitir factura electrónica ni llevar contabilidad por la naturaleza de su actividad.

CURP y doble nacionalidad

CURP y doble nacionalidad

La ciudadanía doble significa que un individuo es ciudadano de dos países al mismo tiempo, esto si las leyes que rigen una nación lo permiten, ya que la postura ante tal hecho es muy distinta en cada parte del mundo. En México, desde 1998 existen leyes que otorgan la posibilidad de que un mexicano sea nacional de otro país sin perder la nacionalidad mexicana.

Las personas se convierten en ciudadano de otro país, cuando nacen en un lugar distinto al de sus padres, o cuando dicha ciudanía es aprobada tras una solicitud, misma que corresponde a razones de cada individuo. Debido a que contar con una doble nacionalidad no anula los derechos de ninguna de ellas, no hay inconveniente en que una persona en esta situación obtenga su CURP.

En el caso de que la persona cuente con un acta de nacimiento mexicana, el proceso es mucho más sencillo, ya que debe presentarse esta, junto a una identificación oficial con fotografía o pedirle a un familiar directo que realice el trámite en su lugar.

En el supuesto de no contar con acta de nacimiento mexicana, es necesario realizar el trámite de doble nacionalidad de la persona que nació en el extranjero, para esto debe presentarse su acta de nacimiento con Apostilla en la Oficialía del Registro Civil que corresponda a su domicilio. Para que este proceso se realice es necesario que, al momento de hacer el registro, al menos uno de los padres siga teniendo la nacionalidad mexicana.

Una vez obtenida su nacionalidad mexicana, debe presentarse ante un módulo autorizado para darse de alta en la base nacional de datos para la Clave Única de Registro de Población, ahí obtendrá su CURP impresa y después de esto podrá imprimirla sin problema desde Internet en cualquier parte del mundo.

Asociaciones religiosas en el Registro Federal de Contribuyentes

Las Asociaciones religiosas están enmarcadas en el Régimen de Personas Morales con fines no lucrativos, lo cual da lugar a las obligaciones tributarias que corresponden a su figura y de acuerdo a su razón social.

Estas agrupaciones no son contribuyentes en sentido amplio, sino que declaran ingresos y erogaciones de acuerdo a su fuente, no están obligados por la autoridad porque sus actividades no producen gravamen.

Impuesto sobre la renta

Se les exige el cumplimiento de las obligaciones que taxativamente contempla la ley para estos casos especiales, ya que las asociaciones religiosas no perciben ingresos por actividades que comprendan comercio ni prestación de servicios. Ingresos tales como ofrendas, dádivas y similares, por ejemplo, no pueden ser objeto de gravamen, por lo que sus obligaciones son limitadas.

Ingresos exentos

– No cotizan impuesto sobre la renta las asociaciones religiosas por concepto de ingresos  obtenidos de las actividades propias de su labor, de conformidad a lo establecido en sus estatutos, siempre que estos no se repartan entre tus integrantes.

– No es aplicable Impuesto sobre la Renta a los montos percibidos por manutención de ministros de culto y asociados o similares, siempre que no excedan tres veces el valor de la Unidad de Medida y Actualización UMA, elevado al periodo por el cual se paga la manutención. A la Secretaría de Gobernación se le pondrá en cuenta de quienes son las personas que perciben un sueldo o manutención.

– Si esta cantidad señalada en el aparte anterior se excede de la medida impuesta, los ministros de culto y demás asociados o similares pagarán el impuesto sobre la renta únicamente por el excedente, el cual será calculado, retenido y enterado por la asociación religiosa.

Ingresos propios o relacionados con su objeto, no gravables

– Son aquellos que percibe la asociación religiosa en virtud de la actividad que desempeña, como ofrendas, diezmos, primicias y donativos recibidos de los miembros, congregantes, visitantes y simpatizantes por  concepto relacionado con dicha actividad, siempre que estos sean aplicados a los fines religiosos sin excepción.

– Son ingresos propios también los obtenidos por ventas de libros u objetos de carácter religioso, que sin fines de lucro lleve a cabo la asociación religiosa.

Ingresos gravados

– Venta de bienes con fines de lucro distintos de su activo fijo, como libros u objetos de carácter religioso, intereses, premios, entre otros.

– Ventas de bienes distintos del activo fijo y prestación de servicios a personas distintas de los miembros, siempre que estos excedan el 5% de los ingresos totales, sobre lo cual se determinará la carga correspondiente aplicando la tasa de 30% a la diferencia de los ingresos menos las deducciones autorizadas por ley.

– Corresponde el cálculo, retención y declaración del ISR a los premios que entregue la asociación religiosa, en función de eventos que lleve a cabo, conforme a lo previsto en el título IV, capítulo VII de la Ley del Impuesto sobre la Renta: “De los ingresos por la obtención de premios”, estos de acuerdo al caso que corresponda.

¿Cómo puedo actualizar mi RFC?

Puede darse el caso que algún tiempo atrás haya utilizado un RFC, por ser empleado de alguna empresa, tener algún negocio o realizar algún tipo de actividad económica que así lo requiriera. Después, cuando esta etapa llegó a su final, no se volvió a utilizar el RFC por largo tiempo, y ahora, necesita nuevamente contar con uno de ellos porque ha reactivado sus operaciones.

Posiblemente piense que tiene que darse de alta nuevamente o actualizar su RFC, sin embargo, tenemos que decirle que no es necesario, el RFC es único y no se debe actualizar, una vez asignado, ese código le corresponde por siempre. Así que el proceso a realizar seria solamente actualizar su actividad económica, para saber bajo qué régimen tributará, por supuesto esto si requiere que llene su pre-solicitud a través de Internet y termine el trámite en las oficinas del SAT. También debe hacer cita ante las oficinas para presentar cambios en el domicilio, pero ninguno de estos procesos modifica su RFC, este siempre es el mismo.

El código que conforma el RFC solo puede ser modificado en el supuesto de que se hayan proporcionado datos erróneos durante su registro, mismos que correspondan al nombre o fecha de nacimiento, ya que son los únicos que se toman en cuenta para su cálculo. También en el caso de que algunos de los datos antes mencionados hayan sido corregidos en el acta de nacimiento o constitutiva del contribuyente. Lo mismo si se realiza un cambio de nombre legal. De esta forma el RFC como tal tendría que ser actualizado para corresponder con los datos del contribuyente.

A resumidas cuentas, no importa que tan viejo sea su RFC, sigue siendo válido, solamente tiene que reactivarlo, puede ayudarse de la herramienta verificadora que se proporciona en el portal del SAT, (http://www.sat.gob.mx/contacto/quejas_denuncias/Paginas/validador_RFC.aspx) al introducir su RFC muestra si este es válido o no. Así sabrá qué clase de proceso realizar.

Te puede ser de ayuda este enlace donde explican más detalladamente el proceso de la cédula RFC.